La reducción de ingresos en las exportaciones cerealistas obliga a reducir su presión fiscal

0
119

Ahora León / ASAJA / Agricultura / Imagen: S.Arén

El Boletín Oficial del Estado (BOE) ha publicado la orden del Ministerio de Hacienda por la que se reducen los índices de rendimiento neto del IRPF 2016 para las actividades agrícolas y ganaderas afectadas por circunstancias excepcionales. Con carácter general, ASAJA hace una valoración positiva de estas modificaciones, porque por un lado se mantiene el tratamiento fiscal especial a sectores ganaderos que ya hubo en la campaña 2015, y además se incorpora una reducción del módulo que se aplica al sector de los cereales, que pasa del 0.26 al 0.18.

Esta reducción fiscal es, tal como subraya ASAJA, “cuantitativamente muy importante para Castilla y León, una comunidad autónoma en la que los cereales de secano y los de regadío (entre los que se incluye el maíz) son motor principal de nuestra agricultura y también determinantes en la economía regional”.

Esta reducción fiscal, que se aplicará en las declaraciones que estos días se están tramitando, no viene por los resultados de la cosecha, ya que la del año pasado fue razonablemente buena, sino por los bajos precios a los que cotizaron en los mercados los cereales, en una horquilla de entre 135 y 150 euros tonelada, cifras en muchos casos por debajo de los costes de producción.

Por otro lado, ASAJA también valora que en el ejercicio fiscal 2016 se mantenga la misma reducción extraordinaria que se aplicó en 2015 para ganaderos en crisis, en concreto: apicultura, bovino de leche, bovino de carne en extensivo, bovino de cría en extensivo, cunicultura, ovino y caprino de carne en extensivo, ovino y caprino de leche en extensivo, porcino de carne en extensivo y porcino de cría en extensivo.

La“pedrea”

Un año más, la orden incluye lo que podría calificarse de “pedrea”: una serie de municipios a los que, con criterios no siempre fáciles de entender, se les reduce el módulo en determinados cultivos y producciones. ASAJA insiste en que en estas listas “ni están todos los que son, ni son todos los que están, porque no es fácil entender que de dos municipios limítrofes, con situaciones similares, uno esté dentro y otro fuera”, por lo que la OPA considera que estas listas “requerirían de una valoración más pormenorizada y a nivel provincial y comarcal”.

ASAJA ha venido trabajando en esta reducción de módulos desde hace meses, dirigiendo a la Junta de Castilla y León informes previos sobre áreas y producciones sensibles, y transmitiendo a la Administración del Estado las distintas demandas del sector; “parte de nuestras propuestas se han atendido, y otra parte no, pero las administraciones conocen claramente nuestra postura. Sin embargo, a nosotros ni nos ha consultado, ni nos ha informado la Junta de Castilla y León sobre las propuestas que hizo al Ministerio”, lamenta ASAJA.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here