Ya estamos pensando en la vacaciones de Semana Santa

Y como cada año, cada vez que tenemos que planificar qué hacer en Semana Santa, surge la pregunta... ¿Cuándo cae en esta ocasión? ¿Será en marzo o será en abril?

0
Imagen: S.Arén

Normalmente, los festivos fijos son siempre el Jueves Santo y el Viernes Santo, que se encuentran en mitad de la Semana Santa católica entre el Domingo de Ramos (inicio) y el Domingo de Resurreción o también conocido como Domingo de Pascua (final).

Para calcular cuándo caerá esta semana tan especial hay que tener en cuenta las fases de la luna, puesto que el Domingo de Ramos o de Pascua coincide con el primer domingo de luna llena después del equinoccio de primavera.

El origen de la Semana Santa

En el Concilio de Nicea (año 325) de la Iglesia Católica se fijó que la Pascua de Resurrección fuera el domingo inmediatamente posterior a la primera Luna llena tras el equinoccio de primavera. Así, el Domingo de Ramos es siempre el domingo anterior a dicha Luna.

Este año 2024 el calendario de la Semana Santa cae de la siguiente manera

  • Domingo 24 de marzo, Domingo de Ramos (inicio)
  • Jueves 28 de marzo, Jueves Santo
  • Viernes 29 de marzo, Viernes Santo
  • Domingo 31 de marzo, Domingo de Pascua o Resurrección

El Domingo de Ramos da inicio oficialmente a la Semana Santa porque así se comienza a conmemorar los últimos días de vida de Jesús de Nazaret. Esto incluye su ‘Pasión’, muerte y resurrección.

A lo largo de la Semana Santa tienen lugar numerosos actos religiosos a lo largo de todo el mundo.

¿Por qué siempre llueve en Semana Santa?

Otro tema que muchos se preguntan es por qué siempre o casi siempre llueve en los días festivos de Semana Santa, aguando las procesiones o los días de vacaciones.

Pues bien, tiene una explicación muy normal: atendiendo a lo estrictamente meteorológico, estas fiestas se situán en el equinoccio de primavera, donde los días son más largos que las noches. Y es habitual que se produzca un tiempo inestable y lluvioso, con cambios súbitos.

Además, a comienzos de la primavera se suele producir el fenómeno de la ‘gota fría’ o Depresión Aislada en Niveles Altos.

Como es sabido, el refranero popular habla de «marzo ventoso y abril lluvioso», por lo que aunque algunos años la Semana Santa caiga en marzo y otros en abril, siempre se da la circunstancia de que nos enfrentemos a esteos fenómenos meteorológicos.